Angel del Barrio


¿Quién dijo que un cuadro tiene que plasmar una realidad? Y si es así, ¿Por qué tiene que ser una realidad visual? ¿Por qué hemos de plasmar los artistas lo que vemos por los ojos? ¿Por qué no, lo que esta dentro de nosotros, de nuestro subconsciente, de nuestra imaginación, de nuestros sueños…?

El resultado de la obra es la búsqueda de la vida profunda del interior, de lo que en cada momento de vida pasa por mi subconsciente, sueños e imaginación; sin seguir cánones  y márgenes preestablecidos, con total libertad para realizar día a día, minuto a minuto, lo que va surgiendo en el camino.

La figura humana, como a lo largo de toda mi trayectoria sigue siendo el elemento principal de las creaciones, forma parte de mi vida y representa la parte más profunda  de la obra, la que transmite toda mi realidad y sentimiento, la que da vida animada a lo inanimado. A través de ella, de la mezcla real e irreal, trato de transmitir al espectador lo más recóndito de la mente del propio subconsciente.


No hay comentarios:

Publicar un comentario